Readme.it in English  home page
Readme.it in Italiano  pagina iniziale
readme.it by logo SoftwareHouse.it


MOISES CRUZ FIGUEREDO

Marýa y la tortuga gigante.

Hace mucho tiempo habýa una ni˝a llamada Marýa que le gustaban los peces y caracoles de la playa.

Dicen los que la conocieron, que tenýa caracoles de todos los tama˝os y de distintos colores.

Cuentan que todos los domingos ella y su abuelo en compa˝ia de su peque˝o perro Pirý se iban de pesca a la playa en un lindo bote el cual tenýa escrito el nombre de la ni˝a, por eso todos los vecinos del lugar la llamaban Marýa La ni˝a Marinera.

Una ma˝ana sali˛ de pesca con su abuelo que era un conocedor del mar, y se montaron en su bote y empezaron a remar mar adentro.

Cuando ya estaban en las aguas azules y profundas, su abuelo lanz˛ una red para empezar la pesca.

Ya era medio dýa y no habýan pescado nada , ya cuando se deciden venir de regreso a casa de pronto se apr˛xima una fuerte tormenta, las olas empezaban a golpear fuerte a su sencilla embarcaci˛n, todo el cielo se puso gris oscuro y el viento soplaba fuerte, la lluvia era intensa acompa˝ada de truenos y relÓmpagos.

Al bote una ola lo golpe˛ tan fuerte que le hizo un agujero. Por el cual empez˛ a penetrar el agua y la ni˝a y su abuelo se dieron urgente a la tarea de sacar el agua de la embarcaci˛n ya que Ŕsta se estaba hundiendo entre las fuertes olas del mar, y de no hacerlo sus vidas corrýan grave peligro.

Cuando de pronto apareci˛ una enorme tortuga gigante, Marýa se sorprendi˛ y se abraz˛ templorosa a su abuelo.

La tortuga estir˛ su largo cuello y con su enorme cabeza empez˛ a arrastrar el bote hacia la orilla de la playa.

Al llegar a la orilla, el abuelo de la ni˝a saco una red, captur˛ a la enorme tortuga la cual qued˛ atrapada, perdi˛ sus fuerzas y la traslad˛ con ayuda de algunos vecinos de la playa hacia un estanque.

Marýa estaba muy triste y apenada por la tortuga ya que le habýa salvado sus vidas cuando estaban en peligro.

La ni˝a todos los dýas le llevaba alimentos a la tortuga para que no muriese de hambre.

Pasado unos dýas la ni˝a empez˛ a notar que su voz se estaba poniendo fea y ronca, fue a ver a su amiga tortuga, le cont˛ su problema, la ni˝a le pidi˛ que si le curaba su voz, la ayudaba a regresar a la playa, la tortuga se puso muy contenta, se qued˛ mirando fijo a la ni˝a durante unos segundos, de momento pesta˝˛ tres veces con sus grandes ojos y de pronto desapareci˛ la voz fea y ronca de Marýa.

La ni˝a abri˛ la puerta del estanque cumpliendo su palabra y las dos se pusieron en marcha hacia la playa.

Al llegar a la orilla del mar la ni˝a se trep˛ encima de la enorme tortuga y le dijo que jamÓs se separarýa de ella, y las dos entraron muy despacio en el agua, entre risas y cantos, y se desaparecieron en las olas blancas y espumosas del mar y nunca mÓs Marýa regres˛ a la playa.

!Y cuenta un marino que vi˛! desde su navýo, en una clara ma˝ana a una ni˝a navegando encima de una hermosa tortuga gigante.